5 de mayo de 2011

Órgano Legislativo busca de más consensos para viabilizar elecciones judiciales transparentes

La Comisión Especial Multipartidaria del Órgano Legislativo inició reuniones temprano este jueves en busca de nuevos consensos que permitan un Reglamento de preselección de candidatos a magistrados judiciales con la perspectiva de que sea aprobado en la tarde por el Plenario. El objetivo es aprobar ese Reglamento en breve para dar la partida a un proceso electoral judicial inédito en el mundo y que podría servir de referencia para experiencias similares en naciones latinoamericanas y de otros continentes.



El senador del gobiernista Movimiento al Socialismo (MAS), Adolfo Mendoza, dijo el jueves que las reuniones sostenidas hasta ahora por la mencionada Comisión "lograron avances sustanciales que permitirán una mayor transparencia del proceso electoral judicial". Señaló que, por ejemplo, las entrevistas que cumplan los candidatos ante los legisladores serán públicas, a fin de que la población conozca sus posicionamientos frente al procedimiento judicial, en caso de ser seleccionados. De esa manera fue desmoronada uno de los cuestionamientos de la oposición que denunció "poca transparencia". Según las previsiones, 28 candidatos serán preseleccionados para el Tribunal Constitucional Plurinacional, seis para el Tribunal Supremo de Justicia por departamento. Los informes anotan que 28 candidatos serán preseleccionados para el Tribunal Agroambiental y 15 candidatos para el Consejo de la Magistratura.


Mendoza manifestó que el objetivo coincidente entre el oficialismo y la oposición es que el proceso debe ser transparente, una vez que se trata de un paso hacia el fortalecimiento de la democracia en la que el pueblo es el principal protagonista.


De acuerdo con los mandatos de la Constitución Política del Estado, los bolivianos deben elegir directamente con su voto a los magistrados de los Tribunales Supremo de Justicia, Constitucional y Agroambiental y al Consejo de la Magistratura. "Será un hecho inédito de repercusión mundial porque Bolivia será el primer país que introduce el voto directo para la elección de Magistrados judiciales", destacó. De acuerdo con las previsiones, estos comicios se realizarán en octubre, pero el proceso en sí se iniciará este mes con la convocatoria y la apertura del padrón biométrico. Más de cinco millones de bolivianos, de una población total de 10 millones, se apresta a concurrir nuevamente a las urnas para elegir por primera vez a sus autoridades judiciales a fin de que su administración tenga como sino la equidad y la justicia y esté por encima de presiones económicas y políticas, como en el pasado.


El presidente de la Cámara de Diputados, Héctor Arce, dijo que se han logrado consensos por lo menos en un 85 a 90 por ciento de los 21 artículos del Reglamento de preselección de candidatos. Restaría solamente llegar a acuerdos en cinco artículos a fin de que un Reglamento consensuado ingrese al Plenario con el fin de viabilizar su aprobación en breve, lo que dará lugar a la convocatoria de las elecciones por parte del Tribunal Supremo Electoral (TSE).


El vicepresidente del Estado y presidente nato de la Asamblea Legislativa, Álvaro García Linera, informó que los cinco puntos se refieren al plazo para ampliar los dos meses que establece la Ley para la preselección de candidatos, el de las Comisiones Extraordinarias que supervisen el proceso de preselección, el tiempo de la renuncia a la militancia de los postulantes, el patrocinio y si se hace caso o no a la Constitución en la forma de votación de la Asamblea.


De acuerdo con las previsiones iniciales, una vez emitida la convocatoria, los legisladores tendrán un tiempo de dos meses para preseleccionar a unos candidatos para que pugnen por 52 cargos en los altos niveles judiciales. Tras la preselección de los candidatos, el TSE tendrá un tiempo de tres meses para la administración de los comicios y la campaña de difusión de los perfiles de los candidatos, además de la impresión de las papeletas de sufragio.