17 de mayo de 2013

Indígenas: Evo llama a confrontar a la población


ERBOL: Los indígenas de tierras altas y bajas coincidieron en señalar, por separado, que el presidente Evo Morales sólo llama a confrontar a la población boliviana a nombre de la defensa del proceso de cambio, que para ellos no existe, como respuesta a la movilización de la Central Obrera Bolivia (COB) que pide la modificación de la Ley de Pensiones. 
El Jiliri Apu Mallku del Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qullasuyu (CONAMAQ), Félix Becerra, dijo que el proceso de cambio deben construirlo todos y no sólo los sectores afines al Movimiento Al Socialismo (MAS) como: campesinos, colonizadores, cocaleros y la organización de mujeres “Bartolina Sisa”.      
“El gobierno llama a una confrontación entre el pueblo boliviano y lo que se debe hacer es un análisis del verdadero proceso de cambio (…) el proceso de cambio sólo es un nombre, su construcción no se está dando”, declaró a la Agencia de Noticias Indígenas de Erbol.   
Según el originario el hecho de que no se consoliden las autonomías indígenas, la justicia indígena originara y el reconocimiento de sus territorios, entre otras demandas, no se puede hablar de un proceso cambio, más aún dijo cuándo sus derechos han sido vulnerados.   
“El gobierno no tiene capacidad de concertar con los sectores sociales que tienen necesidades, en ese marco el gobierno del presidente (Evo Morales) sólo amenaza a los que se movilizan y los acusa de derechistas y golpistas”, afirmó.
Proceso de cambio “torcido”
El presidente de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (CIDOB), Adolfo Chávez, señaló que ningún proceso de cambio corre peligro porque no existe y que Morales sólo llamó a defender su mandato.
Pidió al Jefe de Estado tener un diálogo transparente para solucionar el conflicto con la COB y le aconsejó volver a revisar el trabajo de su gabinete ministerial, que a criterio de Chávez debe ser cambiado.
“Lo que está haciendo el propio Presidente es convocar para un enfrentamiento entre hermanos bolivianos, lo que debe hacer el gobierno es hacer un análisis de sus ministros que son de la derecha”, señaló.
Indicó que el proceso de cambio se “torció”. Añadió que no acudirán a la convocatoria del gobierno porque sería traicionar el apoyo que dio la COB a las dos últimas marchas de la CIDOB.  
“No podemos ser partícipes de una confrontación, entre los que piden un derecho como corresponde, eso sería traicionar a esos hermanos que en un momento nos han apoyado cuando sufrimos agresiones en la VIII y IX marcha”, puntualizó.